Armenta, Nancy y morenovallistas serán los mejores aliados de Mario Marín

1099
Foto: @jorgereportero1

Carlos Gómez / @gomezcarlos79
Mientras Morena se destroza internamente y en el PAN se prepara una gran traición para hundir a Enrique Cárdenas, en el PRI las cosas marchan a otro ritmo y con un objetivo que parece muy lejano pero no imposible: ganar la gubernatura.
Mario Marín Torres ya regresó de su exilio político, se presentó en público en la presentación de Alberto Jiménez Merino como candidato del PRI a la gubernatura, logró quitar a Javier Casique de la dirigencia estatal del PRI y logró colocar a Lorenzo Rivera y Xitlalic Ceja en el Comité Directivo Estatal.
Su compadre Valentín Meneses será el coordinador de la campaña de Alberto Jiménez y ya se han planteado con toda la seriedad posible ganar la gubernatura.
Mario Marín y sus seguidores andan muy echados para adelante porque ven una serie de factores que les podrían ayudar a conseguir su objetivo:
1.- Alejandro Armenta y Nancy de la Sierra (ex priistas y senadores) van a operar contra Miguel Barbosa para evitar su triunfo.
Las estructuras políticas que tienen los senadores podrían operar para Alberto Jiménez Merino y salir a votar el día de las elecciones a favor del PRI para provocar la derrota de Miguel Barbosa.
2.- Enrique Cárdenas se quedará solo en el PAN y en sus partidos aliados como Movimiento Ciudadano y el PRD.
Hay toda una campaña interna del morenovallismo para operar contra Enrique Cárdenas y promover una especie de huelga de brazos caídos en la campaña y salir a votar pero por otro candidato.
Es ahí en donde los operadores de Mario Marín hacen cuentas alegres.
Los panistas y morenovallistas que detestan a Enrique Cárdenas no van a votar por Miguel Barbosa y harán hasta lo imposible por atraer ese voto a favor de Alberto Jiménez Merino.
3.- En el PRI prácticamente no hay oposición interna y a partir de este jueves Mario Marín será el dueño absoluto del PRI y del candidato a la gubernatura.
4.- Mario Marín sabe que las elecciones se ganan con estructura y dinero, mucho dinero y él lo tiene.
5.- Su campaña estará centrada en exhibir los errores de los alcaldes emanados de Morena para incitar al voto de castigo para Miguel Barbosa y buscar que ese voto se vaya al PRI.
Con todos estos factores el proyecto de Mario Marín de hacer ganar a Alberto Jiménez tiene una oportunidad de éxito.
Sin embargo, todo dependerá de Morena, de que puedan salir unidos y fuertes para aplastar al PAN y al PRI.
** ** **
gomezcarlos79@gmail.com