La Universidad es la plataforma de oportunidades para el desarrollo del país: Alfonso Esparza

128
Compartir
Redacción

La pobreza y la falta de oportunidades, que refleja a un mexicano que no alcanza su potencial, representan las dificultades que los jóvenes enfrentan para acceder a empleos formales, de ahí que 60 por ciento del total se ocupe en la informalidad, destacó el Rector de la BUAP, Alfonso Esparza Ortiz, quien proyectó a la Universidad como la plataforma para la creación de estas oportunidades, que de no existir llevan al fracaso del Estado.

Durante su intervención en la sesión plenaria del Foro Estatal de Participación y Consulta del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024, el Rector Esparza Ortiz señaló que de acuerdo a indicadores internacionales, nuestro país se encuentra en los últimos lugares en educación, seguridad, trabajo, pobreza, vivienda, salud y calidad del medio ambiente, lo que refleja la falta de bienestar social de los ciudadanos.

Por su parte, en el acto protocolario de inauguración, el subsecretario de Educación Superior de la SEP federal, Francisco Luciano Concheiro Bórquez, celebró la participación de Puebla en este diálogo abierto con esquemas horizontales de deliberación y acuerdo. El funcionario federal insistió en que el foro permitirá actualizar el diagnóstico, pero sobre todo construir acuerdos para dar cauce a todos los anhelos que existen en las diferentes regiones del país que buscan una verdadera transformación.

El foro centró sus trabajos en tres ejes: Justicia y Estado, Bienestar social integral y Desarrollo económico. Este ejercicio se lleva a cabo en las 32 entidades federativas del país, en apego al artículo 26 de la Constitución, que establece una planeación democrática que incluya la participación, aspiraciones y demandas de la sociedad, para incorporarlas en acciones concretas de gobierno.

La educación como factor de cambio

Al exponer el eje de Bienestar social integral, el Rector Alfonso Esparza dijo que la educación, el arte, las humanidades y la tecnología deben ser incorporadas en todos los rubros que contemplen las políticas públicas que determinarán el rumbo del país en los próximos años.

Sobre la realidad nacional en educación, Alfonso Esparza señaló que 444 mil menores, entre 3 y 17 años, presentan rezagos educativos en nuestro país, mientras que 543 mil no asisten a la escuela. Asimismo, 22 por ciento de los alumnos de primaria carecen de mobiliario para sentarse y materiales para escribir.

Informó además, que por cada 100 estudiantes que ingresan al bachillerato, se estima que 24 desertan. Con un escenario adverso, el Rector de la BUAP enfatizó que la educación se convierte en la estrategia más eficaz para el desarrollo de un pueblo.

“La universidad es una plataforma para la creación de oportunidades para los estudiantes, y si no hay estudiantes, si no hay oportunidades, la universidad y el Estado fracasan. Necesitamos innovar en educación, tener en línea toda la oferta educativa universitaria, con cursos masivos y gratuitos, abrir las puertas a la educación a distancia y realizar un trabajo coordinado con todos los sectores”, expresó.

Dentro de sus propuestas se pronunció por el trabajo coordinado para ponderar programas interdisciplinarios e interinstitucionales, pues de no ser así, no se podrá entender el mundo en el que vivimos. Recordó que los países más desarrollados no se basan en su materia prima, sino en la creación de valor, la cual pasa por la investigación: “Así que darle la espalda a la investigación, es darle la espalda al futuro”, sentenció.

Pobreza alimentaria, salud y humanidades

Al hablar de pobreza, el Rector Esparza Ortiz advirtió que más de 53 millones de personas se encuentran en situación de pobreza y cerca de 23 millones no pueden adquirir una canasta básica. Expuso que una quinta parte de los mexicanos vive en situación de inseguridad alimentaria, lo que significa que 10 millones padecen hambre. La pobreza por definición se convierte en la imposibilidad de alcanzar los objetivos a los que legítimamente tienen derecho los ciudadanos, expresó.

En salud, mencionó que actualmente hay 20 millones de personas que no tienen acceso a ningún tipo de seguridad social y el financiamiento público para este sector resulta insuficiente con 2.8 del PIB, que no se compara con el 6 por ciento recomendado por organizaciones internacionales.

“La salud no debe ser solo consultas en hospitales, debe ser educación, programas de higiene, de prevención. La salud es desarrollo en plenitud”.

Para incorporar el arte y la cultura, México debe trabajar más, pues aún no se acerca a los indicadores fijados por la Unesco, expresó el Rector de esta Universidad, quien se pronunció por avanzar hacia políticas integrales de identidad cultural que revaloren las humanidades.

La tecnología, dijo, es mejor con personas formadas en humanidades. El desarrollo, con personas formadas en historia; el diseño, con personas formadas en arte; por eso es fundamental la incorporación de las humanidades en todos los ejes del desarrollo.

Medio ambiente

Otro aspecto que abordó fue el medio ambiente, destacando que en los últimos 30 años México perdió la tercera parte de sus selvas y la cuarta parte de sus bosques.

“La energía que utilizamos proviene en un 90 por ciento del uso de hidrocarburos y el 78 por ciento del agua se utiliza para fines agropecuarios. Sufrimos lo efectos del cambio climático, la contaminación del aire y la presencia excesiva de plásticos en los mares, además de la falta de agua dulce”.

Su propuesta fue una educación integral para los jóvenes, en la que la ética y la responsabilidad con el medio ambiente sirvan para la construcción de un futuro.

“Requerimos impulsar procesos de producción, consumo, ocupación de la tierra y explotación de recursos, acordes con patrones ambientales sustentables, además de alentar a economías verdes”.

Al concluir su ponencia, subrayó que la atención a estos temas debe ser integral, pues de no atenderse el progreso no será posible. No obstante, se mostró confiado en que las contribuciones que surjan de este foro enriquecerán el diseño de las políticas públicas, programas, proyectos y acciones que el gobierno debe impulsar para avanzar en un mayor bienestar de los mexicanos.

Durante su apertura este foro estuvo presidido por autoridades, como la presidenta municipal Claudia Rivera Vivanco; el secretario de Gobernación, Fernando Manzanilla Prieto, y el ex ministro de la SCJN, José Ramón Cossío Díaz.

La dinámica de este foro consistió en mesas de trabajo, una por cada eje de desarrollo, los cuales se celebraron de manera simultánea en un formato de panel. En ellos participaron empresarios, especialistas y académicos, quienes expusieron las oportunidades, prioridades y propuestas que se vislumbran para el estado de Puebla y que formarán parte del Plan Nacional de Desarrollo.

Finalmente, durante la clausura del foro, el gobernador interino, Guillermo Pacheco Pulido, reconoció la voluntad del gobierno federal para que todas las voces puedan participar en este encuentro democrático que pretende encontrar soluciones para los males que adolecemos. Asimismo, el titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Esteban Moctezuma Barragán, resaltó el interés que mostraron diversos sectores de la población para participar en este ejercicio de análisis y sostuvo que la ciudadanía se ha mostrado fortalecida y orgullosa por ser parte del PND 2019-2024.